Tag

pandemia

Browsing

Amigos del Club de Ciencias Forenses, esta semana presentamos el artículo “Impact of the Covid-19 lockdown on sexual assault cases in Eastern Denmark – a retrospective clinical forensic study”, de Bidstrup, J. E.; Busch, J. R.; Munkholm, J. y Banner, J. (2021), en el que los autores realizan una investigación sobre las exploraciones forenses por agresión sexual durante el confinamiento de 2020, para compararlas con las de 2019. 

Las agresiones sexuales siguen siendo un gran problema de salud pública en todo el mundo. En el contexto danés, que es el utilizado en el artículo, se estima que el número anual de agresiones sexuales ronda los 5.400 casos, siendo denunciados sólo ⅙ de ellos. Además, más del 90% de las víctimas son mujeres. 

Se sospecha que las pocas denuncias se deben a múltiples razones: el sentimiento de culpabilidad de la víctima, por vergüenza, por amnesia, o también por la relación preexistente entre víctima y victimario. 

En estudios previos se ha visto que existe una relación importante entre las agresiones sexuales y el consumo de alcohol, se cree que porque gran parte de estos sucesos se dan en contextos de ocio nocturno. 

Una de las ideas de los autores, es que esto podría haber cambiado durante 2020 por el confinamiento mundial debido a la Covid-19, ya que los restaurantes, bares y discotecas se vieron obligados a cerrar. El informe anual publicado por el Centro de Agresiones Sexuales de Copenhague mostró que ocurrieron más agresiones sexuales en casas particulares en 2020 que en 2019, apoyando esta idea. 

El objetivo principal del estudio es saber si durante 2020 cambió el número de exámenes forenses realizados a personas que denunciaron este tipo de delitos. También investigaron los cambios criminológicos que sospechaban se podían haber producido por las nuevas características de la vida durante el confinamiento. 

Antes de nada, nos explican algunas definiciones importantes según el Código Penal danés. Por ejemplo, las agresiones sexuales son actividades sexuales no deseadas o forzadas de cualquier tipo, con o sin contacto físico. Una violación, sería un coito sin consentimiento. 

Una agresión sexual facilitada por las drogas se definiría como una agresión sexual donde el consentimiento de la víctima es ausente o no es válido debido a la influencia del alcohol o las drogas. 

El estudio utilizó la base de datos del Departamento de Medicina Forense de la Universidad de Copenhague. Incluyó a todos los denunciantes adolescentes y adultos mayores de 15 años, examinados desde el 1 de abril al 30 de junio, tanto en 2019 como en 2020. Resultó un total de 130 casos, 125 víctimas fueron mujeres y 5 fueron hombres. 

Además, las víctimas presentaban casos de todo tipo de agresiones sexuales. Se tuvo en cuenta la posible intoxicación por drogas o alcohol a la hora de realizar el examen forense y el grado de amnesia si es que lo había.

También se registró la relación del agresor con la víctima: si eran pareja, si tenían una relación cercana, si eran conocidos, si era un extraño, u otro (por ejemplo, un profesor, un jefe, etcétera). 

También se tuvo en cuenta la ubicación del delito. Por ejemplo, la propia casa de la víctima o el agresor, la casa de un amigo, un espacio abierto, un restaurante o bar, entre otros. 

Aunque la cantidad total de exámenes de víctimas de agresión sexual no cambió de 2019 a 2020, se encontró que la cantidad de exámenes por mes fue aproximadamente estable en 2019, pero aumentó a lo largo de 2020, lo que puede ser por la reapertura gradual de la sociedad a lo largo de mayo y junio. 

No se encontraron diferencias significativas entre 2019 y 2020 con respecto al día de la semana y la hora de la agresión, lo que enfatiza que el riesgo de agresión sexual no varía demasiado y es independiente al acceso a la vida nocturna. 

Según la literatura anterior, la mayoría de víctimas de agresión sexual son jóvenes adultos de entre 15 y 25 años, lo cual es consistente con el estudio actual. 

La relación de agresor-víctima más común tanto en 2019 como 2020 fue la de “conocidos”. Se registraron menos agresiones sexuales por parte de un extraño en 2020 en comparación con 2019, presumiblemente debido al confinamiento. 

Se registraron más casos de agresión sexual por parte de la pareja en 2020 que en 2019, lo cual confirma la tendencia que se puede ver también en datos sobre violencia de género en la pareja, que aumentó durante el confinamiento. Es posible que ambas ideas estén relacionadas de forma positiva. 

La mayoría de las agresiones ocurrieron en casa del agresor durante 2020, lo cual contrasta con la creencia común de que la mayoría de agresiones se dan en espacios abiertos o discotecas por parte de un extraño. 

Además, el alcohol fue un factor frecuente en los casos tanto de 2020 como de 2019, lo que refleja que la ingesta de éste es muy común y siguió siéndolo durante el confinamiento. 

En conclusión, el estudio indica que el cierre de la sociedad no cambió el número total de exámenes clínicos forenses de víctimas de agresión sexual en Dinamarca, si bien sí hubo una modificación de las características criminológicas de estos delitos y un aumento significativo de las agresiones sexuales por parte de la pareja. 

Si quieres saber más sobre Criminología, Perfilación Criminal y el ámbito de las Ciencias Forenses no te pierdas nuestro Máster de Criminal Profiling, nuestro curso en Criminal Profiling o nuestro Experto Universitario en Investigación Criminológica, programa 100% online y certificado por la Universidad a Distancia de Madrid, con becas especiales para lectores del Club de Ciencias Forenses.

Club de Ciencias Forenses